Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘Comedores escolares’

Últimamente he estado ausente, mil perdones, pero nuestra mudanza a Reino Unido y la extensa re-organización y papeleo que establecerse en un nuevo país requiere me tiene bastante mas ocupada de lo que me gustaría…

Ademas, añadido a todos mis quehaceres, últimamente me encuentro revisando los menús de algunos comedores escolares y permitidme decirlo, dejan bastante que desear.

Dar de comer implica cuidar el menú de forma que incluya variedad de alimentos, sea equilibrado a la vez que apetecible, satisfaga las necesidades nutricionales y contribuya a la promoción de unos hábitos alimentarios correctos en quienes lo consumen.

La adecuación, cualitativa y cuantitativa de los menús a las necesidades nutricionales de los escolares es responsabilidad ineludible de la empresa encargada del comedor escolar, sea o no por medio de un especialista en alimentación infantil.

Los pilares de la dieta mediterránea incluyen, entre otros:

  • Consumir al menos 5 raciones de frutas y verduras al día.
  • Legumbres al menos 2 – 3 veces por semana.
  • Pescado unas 3 veces por semana.
  • Incorporar los frutos secos en la dieta.
  • Utilizar aceite de oliva como aderezo y para cocinar.
  • Evitar o restringir los fritos, empanados, rebozados, croquetas…

Los menús analizados en las ultimas semanas distan mucho de lo que podría considerarse un menú sano y equilibrado para nuestros escolares (2-12 años).

En primer lugar, el aporte calórico es excesivo, entre 700 y 900 kcal, lo cual está muy por encima de lo recomendado, aun teniendo en consideración el caso de los niños de 12 años. Ademas, la variedad de frutas y verduras propuestas es mínima, sumado a que al menos dos veces a la semana el postre es un lácteo en lugar de la fruta fresca que seria lo mas apropiado.

El consumo de pescado es bajisimo, y la variedad de carne es escasa, variando únicamente entre pollo o pavo y cerdo. Ademas, se incluyen con frecuencia fiambres y preparados cárnicos, cuyo contenido en grasa es muy superior al de la carne fresca.

La cantidad de legumbres también esta por debajo de lo aconsejado, y se utilizan en exceso los precocinados tipo croquetas, empanadillas o san jacobos, que ademas de no ser saludables, se preparan fritos (y no precisamente en aceite de oliva), añadiendo una enorme cantidad de grasa al plato.

Esto es solo un repaso a los puntos mas llamativos de la revisión que he llevado a cabo, pero es sorprendente como se puede tolerar que nuestros hijos estén aprendiendo a comer con estos menús. Y luego nos extrañamos de los alarmantes niveles que esta alcanzando la obesidad infantil…

Anuncios

Read Full Post »